Ordenar los Juguetes Desarrolla el Pensamiento y Autoestima del Niño

Ordenar los juguetes no solo desarrolla un hábito significativo en la vida de su niño sino que da lugar a importantes aprendizajes.

1. Cuando ordena sus juguetes en lugares u objetos determinados como cajas, cajones, repisas o estantes.-
Desarrolla el pensamiento lógico matemático: el niño aprende a agrupar, clasificar, establecer relaciones entre uno y otro objeto de semejanza, de diferencias, de una o más propiedades comunes, etc. Por ejemplo cuando la mamá le dice a su hijo: en este lugar van los carros, en este otro van los rompecabezas, etc., le está enseñando a clasificar; cuando le dice los juguetes que son para armar, el niño aprenderá a establecer una o más propiedades comunes entre objetos así como diferencias permitiéndole realizar procesos mentales como el análisis y síntesis.
2. Cuando le permite que él mismo establezca sus propios criterios para ordenar sus juguetes.-

Empodera su nivel de creatividad y le ayuda a ser más independiente mejorando consecuentemente su autoestima. Por ejemplo, mi hijo menor de 5 años tiene una caja donde le enseñé a guardar sus dinosaurios pero luego en la misma caja fui encontrando piedras, que en ocasiones pasadas recogió de las visitas a la playa que hicimos en familia. Saqué varias veces las piedras de la caja de dinosaurios y las coloqué en la caja de la naturaleza pero él las volvía a poner allí, luego empezó a guardar plantas en el mismo lugar. Observándolo al momento de jugar, me di cuenta que usaba las piedras y plantas para construir el paisaje de los dinosaurios, había establecido su propio orden que quizás para mí no era válido pero que al final resultó ser más completo y complejo que el mío enriqueciendo su creatividad y aprendizaje.

3. Cuando le da debidamente las pautas para ordenar sus juguetes

Mejora su nivel de comprensión y memoria, aprende que mantener un orden aceptable es un hábito que lo beneficia hoy y en su futuro.
Algunas Recomendaciones:

✓ Mientras más pequeño el niño empiece a ordenar sus juguetes será más fácil establecer el hábito.
✓ Ud. debe ser ejemplo, si su hijo la ve renegando cuando recoge la toalla que papá dejó tirada o si Ud. reniega cada vez que le pide ordenar sus juguetes, entonces su niño asociará la idea ordenar con fastidio; en cambio si Ud. se muestra calmada, manifiesta lo importante y bueno que es ordenar, resalta el producto final de haberlo hecho diciendo: qué lindo queda el dormitorio cuando está ordenado y lo ayuda en el proceso entonces su niño no solo entenderá la importancia de ordenar sus juguetes sino que lo hará con una buena actitud.
✓ Cuente con espacios adecuados en los que su niño pueda ordenar sus juguetes como cajas o cajones, repisas, etc. Si desea acercarlo a la lecto escritura puede textualizar los espacios con letreros que no sean muy determinantes y les permita establecer sus propios criterios para ordenarlos. Por ejemplo: una caja con un letrero que diga: juguetes para armar, etc.

Rosanna Sakuma Arevalo
Magister en Administración de la Educación

Diseñado por John Olano Mendoza. Derechos Reservados 2015